El relajo de Cristina a Macri le pone (más) pimienta a la transición

Macri y Cristina, en 2012.

“Hasta acá llegó mi amor”. La presidenta, molesta con su sucesor por las “operaciones mediáticas” en torno al traspaso de mando, le dedicó una carta cargada de ironías: «El 10 no es tu fiesta de cumpleaños». La respuesta de Gabriela Michetti y un cantero de flores amarillas en Olivos.

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner publicó un texto titulado De “dichos” y gritos, de amenazas y la Corte, la CN, las instituciones. La realidad y la impunidad mediática en el que enumera las reuniones que mantuvieron sus colaboradores con los referentes del presidente electo Mauricio Macri.

Según Cristina, el traspaso se da en un marco “total normalidad”. Pero, al mismo tiempo, acusa “maltratos” de Macri y rechaza la acusación de Cambiemos de no colaborar con la transición. La presidenta puso como ejemplo su apoyo a la designación de Federico Pinedo como presidente provisional del Senado: “Es una clara señal de gobernabilidad democrática. Es más, me atreví a sugerirle (a Macri) que fuera Federico Pinedo, que además de ser un hombre de diálogo es un caballero”.

Clarín, 6/12/15.
Clarín, 6/12/15.

El detonante del texto que publicó la presidenta fue la tapa de Clarín de este domingo, en la que se da cuenta de un llamado telefónico de Macri a Cristina el sábado a la tarde. Según Clarín, el presidente electo le dijo por teléfono a la actual mandataria que la ceremonia de traspaso del jueves 10 será en la Casa Rosada y que si ella no quiere entregar los atributos del mando lo hará la Corte Suprema.

Cristina dio su propia versión. Acusó a Macri de gritarle y maltratarla y añadió: “Cuando logré que me dejara hablar –debe parecerles raro, pero quien hablaba del otro lado del teléfono parecía otra persona totalmente distinta a la que aparece en los medios e inclusive con la que he tenido algunas charlas– a tal punto que en un momento tuve que recordarle que, más allá de nuestras investiduras, él era un hombre y yo una mujer, y que no me merecía que me tratara de esa forma”.

Más adelante la presidenta asegura: “Me sigue gritando y me dice que no es así, que lo tengo que esperar en la Casa Rosada después de que él jure y hable en el Congreso y allí entregarle bastón y banda. Trato de explicarle que después de que él jure como presidente yo ya no soy más presidenta y que por eso tengo que entregarle banda y bastón ni bien él termine de jurar, en forma simultánea, y es ahí cuando me dice, muy enojado, que yo lo tengo que acompañar porque es su ceremonia”.

“Bueno, ahí pensé: hasta acá llegó mi amor. Y le recuerdo tres cosas: 1) que no soy su acompañante; 2) que el 10/12 no es su fiesta de cumpleaños sino el día que asume como presidente de todos los argentinos en un sistema democrático al que hay que respetar y que su símbolo mayor es la Asamblea Legislativa donde jura como presidente y donde quien termina su periodo le entrega el mando; 3) que no pienso seguir tolerando en silencio, como hasta ahora, el maltrato personal y público que me viene dispensando desde el mismo día en que lo invité a Olivos luego de felicitarlo por su triunfo, ni tampoco las mentiras que se siguen propalando merced a una impunidad mediática nunca antes vista”.

Macri ha decidido por su parte jurar ante el Congreso y luego ir a la Casa Rosada a tomar posesión del mando en una ceremonia prevista para las 13:30 del jueves 10. Busca llegar con una imagen de legitimidad y apoyo, por eso ha convocado a manifestaciones de apoyo en Plaza de Mayo, frente a la Casa Rosada, y también en la Plaza del Congreso. Este domingo el presidente electo publicó el cronograma de actividades en Facebook.

En un duelo mediático que promete extenderse luego del 10D, Cristina comentó que “para recibirlo como un gesto más de cordialidad va a poder observar, cuando ingrese a Olivos, que los canteros del parque que rodean al espejo de agua frente al chalet presidencial están recién sembrados de flores de un solo color: amarillo. El color preferido del presidente electo. Quedaron muy lindas y en unas semanas más van a lucir aún mejor, cuando florezcan en todo su esplendor”.

Dejar respuesta

Por favor, ¡ingresa tu comentario!
Por favor, ingresa tu nombre aquí