El calentamiento global disolvió el hielo polar ártico

En una inquietante animación, la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de Estados Unidos representó las variaciones del hielo del polo norte, desde 1990 a marzo de 2016. Los resultados, como se pueden observar en el video, son alarmantes.

De acuerdo a lo que explican los científicos, el hielo marino crece durante el invierno y se derrite durante el verano. El crecimiento es en espesor y cobertura, produciéndose capas de hielo que duran años. En el video, las más viejas –de 9 años o más– están en blanco y las más nuevas y finas –en azul– tienen un año. Desde 1980 «la cantidad de hielo perenne ha declinado dramáticamente».

El hielo perenne del ártico se mueve continuamente y, cuando se derrite, fluye por la costa este de Groenlandia. Por otro lado, se forma en la costa norte de Canadá y este de Alaska, en el Giro Beaufort. Pero con el cambio de siglo, aguas más cálidas volvieron más complicada la duración de los hielos a la hora de pasar por la parte sur del Giro. Para 2008, los hielos perennes quedaron reducidos a una fina banda sobre el archipiélago ártico canadiense.

Puesto en cifras: «En 1985, el 20% del hielo era muy viejo, pero en marzo de 2015 sólo constituía el 3%. Es más, el hielo de sólo un año ahora domina la cobertura, con un 70% en marzo de 2015, comparado con cerca de la mitad en los 80».

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here