Embestida de la iglesia católica contra la ley de educación provincial

Había una mujer, no salió en la foto.

Arzobispos, un obispo y presbíteros de la la región se reunieron con altas autoridades provinciales en la Legislatura para rechazar la ley, que cuenta con media sanción. Hubo un comunicado con fundamentos de la fe.

La Ley de Educación Provincial tiene media sanción de la Cámara de Diputados. Sus ejes son de una básica actualidad: laicidad, respeto y amparo de la diversidad, reconocimiento de la gestión popular de la educación, mayor presupuesto, entre otros. Acaso demasiado para la iglesia católica, que envió a los arzobispos Sergio Fenoy (Santa Fe) y Eduardo Eliseo Martín (Rosario, presidente de la Comisión Episcopal de Educación) y al obispo Luis Fernández (Rafaela), junto a los presbíteros José Luis Ayala y Osvaldo Macerola a hacer lobby opositor en la Legislatura. Los acompañaron tres figuras civiles de la iglesia: Walter Van Meegroot, Verónica Baró Graf (única mujer y destacada opositora al aborto, el matrimonio igualitario y la educación sexual integral) y Javier Bilbao. Los religiosos fueron recibidos por los senadores radicales Orfilio Marcón (General Obligado), Rodrigo Borla (San Justo) y el jefe del bloque del Frente Progresista, Cívico y Social, Felipe Michlig. También estuvo presente el vicegobernador Carlos Fascendini.

Ley de educación: los detalles

La reunión se realizó la semana pasada. El tema central abordado fue la educación sexual integral. La línea baja dura desde la iglesia –que ya puso a sus principales pingos en la mesa–, los senadores se muestran más permeables al poder y dogma del clero, cuya línea se expresa en un comunicado firmado por los obispos de la provincia civil de Santa Fe, el Consejo Provincial de Educación Católica y la Federación de Asociaciones Educativas Religiosas de la Argentina. Los puntos sobresalientes señalan que la ley:

“Hegemoniza la educación al concentrar en el Estado todas las decisiones, no respetando la realidad de una sola Educación Pública con una gestión estatal y otra privada”.

“Al afirmar que la educación es gratuita, laica, única y plural excluye a una parte del Sistema Educativo Provincial: la educación confesional y religiosa; desconociendo la Constitución Nacional y Provincial, como también la Ley Nacional de Educación”

“Excluye el derecho de los padres a elegir la educación para sus hijos, relegando a la familia como agente primario y natural de la educación”

“Limita la Educación Sexual Integral a la sola perspectiva de género, por lo que plantea un reduccionismo de la persona”

“Descarta de la Formación Docente a todo agente que no sea el estatal provincial, lo que supondría una visión restrictiva, manipulable y politizada”

“Relega la educación de gestión privada al no darle la verdadera y exacta dimensión que tiene, desdibujando su estructura; considerando el aporte salarial como una facultad del Estado y no como un derecho; restándole importancia a la capacitación que ofrece este sector; tratando temas laborales que no son de su competencia; entre otros”

“Prescinde de la autonomía institucional de las escuelas de gestión privada, ya que no considera el Ideario Institucional”

Tras esa enumeración doctrina premoderna, el comunicado solicita un “un diálogo sincero y respetuoso con todos los sectores de la sociedad santafesina”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here