El banquete de las mujeres

Llega a Santa Fe Magdalena 2ª Generación, con el encuentro internacional de la Red de Mujeres en el Arte.

Magdalena 2ª Generación, una red internacional de mujeres en el arte, organiza su VI Encuentro-Festival en Argentina bajo la consigna Mujer, Teatro y Banquete en el cual se llevarán a cabo una serie de eventos vinculados a las artes escénicas y las actividades culturales pedagógicas. La novedad es que además de la Capital Federal, esta vez (es la primera) la otra sede será la ciudad de Santa Fe, del 1 al 5 de mayo, convertida además en el lugar de apertura.

Según las organizadoras, el encuentro “será abierto a todo público con deseos de acercarse a un espacio de arte y creación donde las hacedoras son las mujeres. Directoras, actrices, pintoras, performers, cantantes, compositoras, militantes de derechos humanos, trabajadoras en el área arte y comunidad, productoras”

El Banquete durará 12 días (del 1 al 5 de mayo en Santa Fe y del 8 al 12 de mayo en Buenos Aires) y la programación completa se puede ver en http://magdalena2dageneracion.blogspot.com/.

Se realizarán más de 20 funciones de teatro y música. Contará con un encuentro creativo-pedagógico con múltiples seminarios (como Chi kung de Ana Correa, entrenamiento físico y vocal de Ana Woolf, entre otros), conferencias, mesas redondas, performances, parada callejera y demostraciones de trabajos con artistas de Dinamarca, Taiwán, Francia, Reino Unido, México, Colombia, Perú, Chile, Brasil, y también Argentina. Se presentará Una actriz y sus personajes, el libro de la actriz y directora del Odin Teatret danés, Julia Varley. Todas las artistas invitadas tienen relación directa con el trabajo de género, comunitario y social.

El Encuentro-Festival cuenta con el apoyo del Gobierno de la Provincia de Santa Fe, de la Municipalidad de Santa Fe, la Universidad Nacional del Litoral, UPCN Santa Fe, CTA Santa Fe, el Centro Cultural Haroldo Conti y el Teatro Pan y Arte.

Invitades al banquete

Pausa dialogó con una de las impulsoras de Magdalena 2ª Generación es la argentina Ana Woolf, directora, actriz y asistente de dirección del reconocido maestro de actores y actrices e investigador teatral Eugenio Barba, fundador del Odin Teatret, una de las compañías teatrales más influyentes en la historia escénica del Siglo XX y el presente

—¿El concepto de banquete es tomado en su dimensión literal?

—Al elegir el tema El Banquete abrimos el espacio para reflexionar sobre la ideología del cuerpo, especialmente del cuerpo de la mujer. Pero también sí, también lo tomamos en su versión literal: queremos hablar de comida, de alimento, de qué comemos, de cómo nos alimentamos, con y sin metáfora, y como artistas, porque de allí saldrá nuestro discurso como agentes de cultura comprometidas con nuestra realidad político social. Queremos trabajar a partir de una mirada crítica, incómoda y cuestionadora que se pregunta cada vez con más frecuencia de qué ingredientes está hecho nuestro alimento para saber cuánto veneno o néctar consumimos cada instante que caminamos y producimos arte.

Pero, según Woolf, existe además toda una dimensión histórica oficial que tiene que ver con el ideario masculino. En Platón, si bien ancla su significado histórico y literario en una zona de placer y reflexión, de alimento para el cuerpo y para el espíritu, las mujeres tenían prohibida la entrada. “Existieron otros banquetes en Grecia Antigua, y es con estos otros banquetes que nos queremos ‘alinear’, sacar a la luz y dar vuelta la mesa de aquellos banquetes de hombres. Cuando pensábamos el tema eje de nuestro próximo Encuentro-Festival, nos llega una historia (basada en investigaciones arqueológicas) de un banquete paralelo a eventos oficiales en la Grecia Antigua, un banquete de mujeres, que podríamos llamar también un contra-banquete”.

Por eso, el tema del Encuentro-Festival Magdalena 2ª Generación, fue El Banquete. Woolf concluye: “Basándonos en la estructura del banquete, queremos reunir artistas de diferentes culturas y tradiciones hispanoamericanas y compartir, intercambiar historias clandestinas, diferentes a El banquete organizado por los hombres; historias paralelas que se iban tejiendo y entretejiendo entre mujeres de todas las épocas, inclusive en los tiempos de la Grecia Antigua, en donde las mujeres eran las creadoras de otra historia, de esa historia que aún sigue debajo de la mesa”.

Primera y segunda generación

El Proyecto Magdalena es una red dinámica, intercultural de teatro y performance para mujeres, que facilita la discusión crítica, el apoyo y la capacitación. Nació en el año 1986 en Gales bajo la tutela de la directora artística fundadora, Jill Greenhalgh, y no ha parado de crecer. Las sucursales del Proyecto Magdalena se extienden a lo largo y ancho, sobre las fronteras internacionales y entre generaciones.

Magdalena 2ª Generación nace como un estadio de continuidad histórica en relación a la 1ª. Ana Woolf confiesa a Pausa que la idea se le ocurrió en 1997 cuando ella viajó por primera vez a Dinamarca por invitación de su maestra, Julia Varley, quien ya era parte de del Odin Teatret de Eugenio Barba. “Cuando fui era un proyecto europeo y quedé fascinada con mi primer encuentro con referentes femeninos, maestras mujeres que trabajan en espacios que nunca me había imaginado: en prisiones de hombres, con grupos de mujeres víctimas de violencia. Yo era muy joven y en ese momento me dieron vuelta las teorías y los libros que yo había estudiado. Ahí tenía a toda una genealogía de mujeres en el arte delante mio y vivas”.

Ese mismo año, Ana Woolf llega a Buenos Aires con la idea de trasladar a Latinoamérica esta red. Como en Dinamarca el tema propuesto por Varley había sido Teatro, Mujer y Política, así lo hicieron, en lo que sería el primer encuentro de Magdalena 2ª Generación. Woolf explica: “Las fundadoras son de primera generación, eran 15 años mayores a nosotras. Y así el proyecto Magdalena original creció de una forma impensable también para su fundadora: en Taiwan, China, Bélgica, Colombia, Italia, India, España, Francia, Reino Unido, Chile, Uruguay, Brasil, Perú México, entre muchos países más”.

Magdalenas, presente y futuro

Ana Woolf se refiere al futuro del Proyecto Magdalena y al encuentro que se viene.

—¿Hay una tercera generación de Magdalenas?

—En Brasil hay ya cuatro nodos de la red y como son alumnas mías, se puede hablar que son 3ª generación. El grupo de Santa Fe también puedo decir que es de 3ª generación. Son una parte del grupo del LAT (Laboratorio de Antropología Teatral de Santa Fe). Al igual que las Magdalenas 2ª Generación, se centra en el concepto de teatro como hecho interdisciplinario y a la vez comunitario, realizado fundamentalmente por mujeres que viven y trabajan en Latinoamérica, abordando temáticas que nos movilizan, nos interesan: la relectura de textos, (cuerpos reales, literarios, discursos político-sociales) desde el punto de vista de género es fundamental, la renovación de la mirada, la apertura de espacios.

—¿Podrías adelantarnos algo de la programación del encuentro?

—Está pensado en una forma artística. Se convive y se vive desde las 6 de la mañana con la técnica de Chi kung hasta las 23.30, que termina el último espectáculo. Se hacen seminarios de mañana, se hacen seminarios de tarde o charlas de reflexión con mujeres del litoral, y después de los encuentros hay espectáculos. También espectáculos locales para generar intercambio con las artistas internacionales. Hay una obra mía donde me dirige Julia Varley, donde trato el tema desaparecidos y Madres de Plaza de Mayo en referencia a un hermano del corazón que tengo desaparecido. Van a estar en escena obras de las chicas del LAT como la Cantata de tierra y mar, música con Eléonore Bovon (Francia) y Helen Chadwick (Reino Unido), obras de Colombia y México que trabajan la memoria, mesas redondas y la presentación del libro de Julia Varley «Una actriz y sus personajes», entre otras varias cosas.

—¿Cuál es la expectativa, teniendo en cuenta el contexto del país?

—La expectativa es toda. La idea es rendir un homenaje a lucha y a la resistencia de las mujeres a través de la cultura y la obstinación para llevar las cosas adelante a pesar de todo. Uno viene a este país (que es mi país) y sentís que te expulsa. Por eso continuamos y generamos este tipo de eventos donde estará gente como Mujeres quemando que son trabajadoras del arte, educadoras y gestoras culturales que apuestan a la autogestión, al trabajo en red y al movimiento como impulso vital, estará Blanca Rizzo, coreógrafa, actriz que en 2014 formó Mariposas Acción Urbana de Género, un grupo de performance abierto para visibilizar el conflicto de la trata de personas. Y tantas otras gestoras y artistas que nos acompañan en esta manera de decir “no” a una política cultural que nos devasta.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here