En el último año 217.128 personas perdieron su empleo en blanco

Foto: Mauricio Centurión.

Si no fuera por los empleados públicos y los monotributistas, hoy habría menos trabajadores en blanco que en 2015. En el sector privado, el modelo Cambiemos bajó en 2,9% la cantidad de laburantes en blanco. El dato de un proyecto de atraso: en la industria, ese porcentaje de destrucción es del 11,7%.

Antes de irse (sea en 2023 o 2019, no importa), Macri va a dejar una cantidad de trabajadores registrados menor que la que recibió. En noviembre de 2015 había 12.042.018 trabajadores en blanco, en mayo de 2019, último dato de la Secretaría de Trabajo, esa cifra ascendía a 12.084.157. Hay apenas 42 mil trabajadores más que en noviembre de 2015. Sólo entre abril y mayo de este año, 16 mil personas perdieron su trabajo en blanco. En los primeros cinco meses del año, más de 94 mil personas perdieron su laburo registrado. No hay que esperar a que Macri gane las elecciones y acelere el ajuste, antes de diciembre de 2019 dejará menos trabajadores en blanco que los que recibió.

Precarización y desocupación son su divisa. Si no fuera por los monotributistas y los empleados públicos, el modelo Cambiemos tendría un promedio de 3373 personas que pierden su trabajo registrado cada mes. Sin los trabajadores públicos, esa cifra sería de 538 personas que perderían su laburo en blanco, por mes. A Cambiemos le salva los números la grasa militante. In your face, Alfonso Prat Gay.

La comparación con el modelo anterior aburre. Basta mirar los gráficos.

Cabe destacar que sólo para mantenerse estable, el empleo tiene que crecer al menos un 1,5% por año en función de acompañar al crecimiento de la población. Con Macri, ese crecimiento es de apenas del 0,35% no en el último año, sino desde que llegó.

Industria, comercio, gastronomía y construcción

Los cuatro sectores claves del trabajo registrado privado están en franca crisis. Hoy hay menos trabajadores privados en la industria, el comercio, la gastronomía y la construcción que los que había en noviembre de 2015. Los dos primeros marcan el grado de dinamismo y desarrollo de la economía, el segundo es un indicador de bienestar y disponibilidad de dinero para el consumo de masas y el cuarto es la fuente de empleo de las clases más populares.

Pero de esos cuatro, los que peor la están pasando son los obreros industriales. Macri está haciendo retroceder la estructura económica al siglo XIX. Con Cambiemos se perdió el 11,7% del trabajo registrado industrial. Es una cifra astronómica. Hay menos trabajadores industriales en blanco que hace una década. En el gobierno de Mauricio Macri 147.185 trabajadores industriales perdieron su empleo en blanco.

Las mermas en los otros sectores no son tan marcadas, pero ya han pasado 42 meses gobierno. No sólo no se acompañó el crecimiento vegetativo sino que hubo una reducción: en términos relativos también es un desastre, si bien no tan grave como el industrial. Hoy hay 3015 trabajadores menos en la construcción (merma del 0,7% respecto de noviembre de 2015), 6047 menos en restaurantes y hoteles (2,29% de merma respecto del modelo anterior) y 27.289 menos en comercio reparaciones (baja de 2,38% respecto de noviembre de 2015).

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here