Ministro de Salud de Chile rechaza la cuarentena porque quizá el virus mute a «buena persona»

La humanidad está en manos de tipos como Donald Trump, Jair Bolsonaro o el ministro de Salud de Chile, Jaime Mañalich, que hilvanó una serie de burradas para justificar que su país todavía no haya entrado en cuarentena por el coronavirus.

Como en Estados Unidos o Brasil, el gobierno de Chile no promueve todavía la cuarentena obligatoria, pese a que los casos de coronavirus ya están creciendo exponencialmente en el país trasandino. Todo lo contrario: el ministro de Salud, Jaime Mañalich, ofrece una serie de explicaciones que violan hasta el conocimiento vulgar de cómo funcionan las epidemias, utilizando como pura explicación que el virus es apenas «una partícula que se ve sólo al microscopio electrónico».

A partir de esa constatación, Mañalich entiende que la expansión exponencial del virus es una cuestión de azar y que también lo es su peligrosidad. Para el final, el ministro se compadece del pobre virusín y se pregunta: «¿Qué pasa si el virus muta y se pone buena persona?». Daría risa si no fuera tan estúpidamente real.

Según la Organización Mundial de la Salud, al 21 de marzo en Chile se registran 434 casos de coronavirus (92 en el último día). Una semana antes, el 14 de marzo, Chile tenía 43 casos. La expansión multiplicó diez veces la cantidad de contagiados en siete días.

Dejar respuesta

Por favor, ¡ingresa tu comentario!
Por favor, ingresa tu nombre aquí