Cuatro recomendadas del Cine Club, para descargar y cuarentenear

En exclusiva para los socios de Cine Club Santa Fe y de periódico Pausa, durante la cuarentena y mientras el América permanezca cerrado, todas las semanas el mejor cine para ver en casa. El sábado se renueva la cartelera. 

El método es simple: enviás un correo a cineclubsf@hotmail.com si sos socio o socia del CCSF o a pausadigital@gmail.com si tenés suscripción a Pausa. En el asunto ponés PEDIDO DE PELÍCULAS, chequeamos que estés en lista y te facilitamos la descarga, que sólo se puede hacer hasta el jueves 28. Más fácil, imposible.

Ahora, los recomendados del presidente del CCSF, Guillermo Arch, para esta semana.

Una de las tantas formas de acceso al cine fue y es la de entenderlo como una “ventana al mundo” y una forma de comprensión de otras sociedades. Este fue y es no es gratuito, ya que durante buena parte de la historia del cine esa ventana era efectivamente la manera de vislumbrar otras culturas y problemas, mientras que hoy –a esta altura de la globalización– parece ser la forma de ver como los mismos y muy específicos problemas aquejan a diferentes sociedades. Algo de esto hay en la selección de por lo menos dos películas de esta semana, en la que ofrecemos dos films orientales, una rusa y una occidental.

Empecemos con nuestra propuesta central: Default, segundo film del coreano Kook-Hee Choi, del año 2018. El título nos pone en la situación que sufren muchos países del mundo en la actualidad ante el riesgo de no tener capacidad de pago frente a las deudas contraídas, pero focalizándose en la crisis asiática del año 1997. Los entretelones políticos y legales del desarrollo de la crisis son expuestos en paralelo a sus efectos sobre el trabajo y la producción, y a los ganadores y perdedores que siempre existen en estas situaciones. Pero como dijimos al principio, lo que nos impacta, es la similitud de fórmulas y procesos que reconocemos de una realidad que está literalmente del otro lado del mundo. Film espejo, entonces, que cuenta entre sus actuaciones a Vincent Cassel encarnando Michel Candessus, director del FMI por esas épocas y portador de recetas que un par de años después formaban parte del menú por estos lares.

En nuestra recomendación de Cine Estudio, segunda cita con Hitchcock para revisitar Blackmail del año 1929. Hitchcock fue uno de los pocos directores que a la vez de ser considerado un autor con todas las letras se preocupó señaladamente por la innovación técnica (Stanley Kubrick forma parte de ese selecto club). Este es el caso de Blackmail  (Chantaje, su título en español) considerada la primera película sonora del cine británico y tal vez no sería errado decir que la propia película es el mismísimo tránsito del cine mudo al sonoro, ya que los primeros cinco minutos son los de un film propiamente silente. Y Hitchcock no se quedó meramente ahí, no se limitó a ponerle voz a sus actores: en una de sus escenas la conversación que mantienen los personajes pasa a ser inaudible y solo se vuelve clara y fuerte cuando se dice la palabra «cuchillo»: «¡Knife… knife… knife!».

Para nuestro espacio DeSvelado esta semana proponemos One cut of the dead, film japonés del director Shin’ichirô Ueda. La traducción sería algo así como “Un plano secuencia para los muertos” y este maravilloso film puede ser catalogado de “cine dentro del cine”, de cine bizarro, de cine de zombies. Pero lo indudable es que se trata de un festejo de la actividad cinematográfica, para disfrutar  y divertirse.

Por último, en nuestro espacio disciplinar proponemos Durak (El tonto) que tuvimos oportunidad de debatir en Cine & Arquitectura. Este film ruso multipremiado de Yuriy Bykov trata de los esfuerzos de un empleado municipal y estudiante de arquitectura por alertar sobre el colapso de una estructura que tuvo que inspeccionar. A partir de aquí saltarán a la luz los negociados, la burocracia y la ética –algo que irónicamente le da título al film– de los diferentes personajes.

Dejar respuesta

Por favor, ¡ingresa tu comentario!
Por favor, ingresa tu nombre aquí