Por la formalización del trabajo de los prenseros

Foto: Teatro de la Abadía

«Fuimos los primeros en parar y vamos a ser los últimos en retomar», señalan desde Asociación de Argentina Agentes de Prensa del Arte y la Cultura.

La Asociación de Argentina Agentes de Prensa del Arte y la Cultura avisó sobre lo mal que está pegando la cuarentena en su ámbito publicando un comunicado en el que dan cuenta de que su situación es urgente: “nos encontramos en estado de emergencia y la gran mayoría de trabajadoras y trabajadores no contamos con ingresos para afrontar los gastos más elementales.” Pausa habló con Danny Contreras, vocera por la provincia de Santa Fe de esta asociación que todavía se está formando.

—¿Por qué es importante el trabajo de agentes de prensa?

—Nuestro trabajo es importantísimo para que algo que deba ser comunicado se lo haga de una forma estratégica. Los y las agentes de prensa somos quienes conectamos al artista con los medios de comunicación, generamos y proveemos de contenidos periodísticos a estos últimos para que puedan llevar información al público, por eso mantenemos un diálogo constante con productores, conductores y periodistas. Es un trabajo artesanal porque creamos estrategias para causar interés. Llevamos adelante la agenda de entrevistas del artista o la producción de conferencias de prensa o giras y ruedas de medios. Acreditamos y organizamos a los trabajadores y las trabajadoras de prensa que realizan cobertura del hecho artístico o evento en sí. Somos un eslabón más de la cadena de la comunicación. Trabajamos desde las sombras, en el detrás de escena, en la cocina de lo que se cuenta, pero estamos ahí creado y sosteniendo ¡por eso es hora de hacernos ver! y formalizar nuestra profesión para que sean reconocidos nuestros derechos.

Cuenta Danny, comunicadora rosarina, sobre la conformación de esta asociación que “colegas comenzaron dando los primeros pasos en el 2006 con la intención de compartir las problemáticas en común de nuestra profesión, ya que no existía ni existe hasta el momento gremio, agrupación o asociación que nos nuclee. Nuestra labor es fundamental para la comunicación, pero a pesar de que no es algo nuevo, carece de representación legal y respaldos. Actualmente, somos alrededor de 300 trabajadores y trabajadoras (y contando) de distintas provincias del país, de norte a sur. Queremos que más colegas de todas las ramas del arte y de la cultura se sumen, por eso seguimos difundiendo, incluyendo y censando, pueden contactarnos a través de las redes sociales o por mail”.

Si bien nuclea únicamente a quienes ejercen como agentes de prensa, se sabe que es un colectivo hermanado con el periodismo, la producción de espectáculos, la gestión cultural y el managment de artistas, entre otras actividades aledañas.

—¿Cómo son las condiciones en las que normalmente trabajan? En tanto formalidad del trabajo, estabilidad, quiénes son sus clientes habituales…

—Quienes nos contratan son artistas independientes, productores, productoras, editoriales, sellos discográficos… las realidades laborales son variadas y algunas distan mucho una de otra según el sector del país y según la rama del arte o de la cultura para la cual trabajes. En este presente que atravesamos se hizo mucho más visible la falta y tremendamente urgente la necesidad de poder dialogar con el Estado para ser incluidos e incluidas ya que no estamos considerados y consideradas en las políticas que se están tomando dentro del ámbito cultural y de espectáculos para hacerle frente económicamente al parate laboral. Por supuesto que no cuestionamos las medidas todas, hoy prima la salud de todos y todas. En este momento, el 75% son monotributistas con lo cual no se recibe más ayuda que la IFE que brinda el Estado a través de Anses, a quienes les corresponda por su categoría de Afip. Los y las que trabajan con artistas independientes que no cuentan con apoyo de discográficas ni editoriales que puedan adelantarles regalías, son los y las más afectados, ya que el músico que aún no recibe ingresos importantes de venta de entradas, mayormente vive de la docencia u otros trabajos, con lo que esta situación también lo afecta porque no puede dar clases, generando una cadena de caída de empleos. Lo mismo sucede al no poder editar libros, realizar obras de teatros, estrenar películas, cualquier tipo de actividad artística que amerite la aglomeración de gente. Fuimos los primeros en parar y vamos a ser los últimos en retomar.

Mientras siguen en el camino de la formalización como Asociación frente a la Inspección General de Justicia, están en la lucha diaria de visibilizarse por las redes, medio por el que además se están conociendo y poniendo al tanto de cuáles son las distintas situaciones contractuales e impositivas de tal y cual lugar, así como la proyección de mejores condiciones de trabajo: “Todos los días se suman nuevos colegas, eso nos pone muy contentas y contentos”, cuenta Danny. El mail para comunicarse es prensasdeargentina@gmail.com

Dejar respuesta

Por favor, ¡ingresa tu comentario!
Por favor, ingresa tu nombre aquí