Magnífico Alto Verde

Por Aymá Ramírez En la Colonia Psiquiátrica de Oliveros funcionaba un taller literario, y en ese taller dos escritores destacaban. Primero por la calidad inobjetable...

Cocinas

En la cocina de la casa de mis abuelos se cocinaba con gordura. De esos platos heredados siempre deseo el mondongo y la buseca,...

Evite la iglesia católica

Me cuesta escribir, porque no pasa nada. Y sé que no sé nada. Nadie sabe nada. Ante lo desconocido, ante lo brutalmente novedoso, uno...

Camas: sueños

Una casa tiene lugares donde el cuerpo está mucho tiempo. Esos lugares son antenas, y guardan mensajes, los retransmiten o los borran. A veces...

Un peregrino

“El calor ardía más que el fuego que habíamos dejado en el camping y entraba junto al viento, dándonos lengüetazos secos en la cara”. Disfrute...

Bosques

En nuestro jardín se preparan bosques. René Char. El apretado silencio, la inmovilidad impuesta, por si vos creés que te ayudan a ordenar, te aviso...

Apuntes de cuarentena

1. No salga sin su bolsa, sin duda fue un buen eslogan que hoy bien podría atribuirse a Nostradamus o al vidente Pulido. El...

Volver

A Jorge Viola, en el recuerdo Cuánta gente que está sola, piensa Fátima. Lleva bajo el brazo su póster de Madonna y uno solo de...

Escribo tu nombre

1.- Cuando tenía 12 años, quería tener 15. Luego, quería tener 18. Recién a los 20 me fui de mi casa. Me fui, libre...

Ese extraño silencio

Esas calles de todos los días, esas tan llenas de tránsito, de luces y ruidos, se apagaron. Lucen extrañas. Desconocidas. Esos semáforos que ahora...