Deliciosa comedia romántica francesa, en las descargas recomendadas del Cine Club Santa Fe

En exclusiva para socies del Cine Club Santa Fe y suscriptores del periódico Pausa, las mejores pelis para descargar y disfrutar en casa.

El método es simple: enviás un correo a cineclubsf@hotmail.com si sos socie del CCSF o a pausadigital@gmail.com si tenés suscripción a Pausa. En el asunto ponés PEDIDO DE PELÍCULAS, chequeamos que estés en lista y te facilitamos la descarga. Más fácil, imposible.

Estas son las películas recomendadas por el presidente del CCSF, Guillermo Arch, para esta semana:

A veces las filmografías nacionales adquieren perfiles propios, formas del decir y del hacer que caracterizan escuelas, sentimientos de época, idiosincrasias y modos de producción del cine. La morosidad del cine ruso, la mezcla de géneros tan típicamente oriental, la escuela iraní o la rumana, y por qué no, nuestra escuela de cine documental. Esta diversidad de narrativas nos pone a prueba como espectadores en nuestra capacidad de entregarnos al espectáculo, de suspender el juicio o de articularlo en esa especial relación que se establece con la pantalla, de tener una apertura sensible frente a lo que se narra en la sala oscura. Cuando vemos una película bajo el mandato de ser “atrapados”, de identificarnos, de empatizar, de simplemente divertirnos y eso no ocurre, pueden suceder dos cosas: que el film sea malo o que cedamos a nuestros prejuicios; y así el cine ruso es aburrido, el francés intelectual, el oriental incomprensible, etc.

Sobre el cine francés en particular recaen varias etiquetas que a poco de nombrar títulos caen por su propio peso, pero eso no quiere decir que no tenga sus perfiles propios. Las cosas que decimos, las cosas que hacemos es una comedia romántica con todas las de la ley, de esas típicamente francesas, firmada por Emmanuel Mouret, un especialista en el género, multinominada a los últimos premios Cesar. A partir del encuentro entre Maxime y Daphné, se desplegará en cascada el relato sobre sus relaciones y las diferentes formas del amor, a fuerza de flashbacks y diálogos en la campiña francesa. Como dice la revista Variety: “no puede negarse el placer de un romance sapiosexual como éste, donde el deseo se encuentra en la inteligencia de los personajes”.

 DeSvelado

Si bien el mundo de la animación está prácticamente ocupado por las producciones infanto-juveniles, hay grandes películas para adultos y de diferentes géneros que se hicieron con esta técnica, que tienen su propia especificidad o que utilizan el recurso para narrar la historia. Así el cine hecho a partir del comic –Heavy Metal de 1981 o Snowpiercer de Bong Joon-Ho- o el documental como Vals con Bachir de Ari Folman. En estas coordenadas se mueve Buñuel en el laberinto de las tortugas de Salvador Simó, versión animada del comic de Fermín Solís que nos cuenta un episodio en la vida del maestro del surrealismo: la filmación de Las Hurdes, tierra sin pan en el año 1933. Animación documental sobre la filmación de un documental, el artificio es coherente con el artificio, al que apelaba el propio Buñuel para documentar la realidad de casi 80 años atrás con su particular acceso a través de los ojos del movimiento surrealista. Su infancia, sus sueños y la sombra de Dalí se dan cita en este film, en el cual la animación atempera  el impacto de una realidad y unas prácticas hoy imposibles, pero que sucedían; y para los fans o los estudiosos, se intercalan ciertas escenas recuperadas pero que no quedaron en el corte final del original de Buñuel.

Cine Estudio

El último film de Jean-Pierre Melville es Un flic –Un policía-, y es extendida la versión que su relativo fracaso comercial devino en la prematura muerte de Melville, de un paro cardíaco producto de la depresión y el consumo de alcohol. Criticada en su momento, revisada y reivindicada después, es un film filmado en un gélido y acerado azul celeste y gris, como los ojos de Alain Delón, el policía en cuestión, impasible e implacable, o como la gélida belleza de la mujer del líder de la banda, Catherine Deneuve. En esta película, Melville se regodea en la exposición del golpe criminal, al límite de eliminar toda elipsis: los maleantes calculan 20 minutos para su golpe y la escena dura exactamente 20 minutos.

Documental

Tanto como el documental se precia de darnos un acceso a una realidad que se nos oculta, de explicación política ideológica de lo que sucede a nuestro alrededor, también es cierto que muchas veces puede producir engaños y miradas sesgadas por intereses puramente económicos o geopolíticos. Afortunadamente la propia práctica genera anticuerpos y espacio para la reflexión y el divertimento. El mockumentary, como se conoce al falso documental (documental en joda diríamos nosotros) comienza en los 70 con The Rutles: all you need is cash del genial Eric Idle, miembro del grupo de humor inglés Monty Python y tal vez el tema preferido de este subgénero sea la llegada del hombre a la luna. En Houston: we have a problem!, que recomendamos esta semana, se cuenta la historia previa, cuando el mariscal Tito de la extinta Yugoslavia vende su programa espacial a Kenedy  para competir con la Unión Soviética. Las ideas y los planos venían de un ignoto técnico esloveno… pero la película está relatada por un esloveno más famoso, Slavoj Zizek.

Cortometraje

El primer cortometraje de Bong Joo-Ho es Incoherencia, de 1994, y en media hora nos cuenta con mucho humor la hipocresía y doble moral de tres personajes que se encuentran en el magistral epílogo de este film.

Dejar respuesta

Por favor, ¡ingresa tu comentario!
Por favor, ingresa tu nombre aquí