El gobierno suspendió la exportación de siete cortes parrilleros por dos años

La medida se dio a conocer hoy a través del Boletín Oficial. También se liberaron totalmente las exportaciones vacunas de las categorías D, E y toros, así como de huesos con carne resultantes del desposte. Por otro lado, se creó el «Observatorio de la Producción de la Carne Vacuna» y se abrió un registro de exportadores a completar en los próximos 60 días.

Mediante el Decreto 911/2021, fechado el 30 de diciembre pasado y publicado hoy en el Boletín Oficial, el gobierno nacional resolvió suspender hasta el 31 de diciembre de 2023, inclusive, la exportación definitiva y/o suspensiva de los siguientes cortes bovinos frescos, enfriados o congelados: reses enteras, medias reses, cuarto delantero con hueso, cuarto trasero con hueso, medias reses incompletas con hueso, cuartos delanteros incompletos con hueso. Además, los siguientes Cortes Preferidos (frescos, enfriados o congelados) se encontrarán limitados, hasta la misma fecha, para su exportación: asado con o sin hueso, falda, matambre, tapa de asado, nalga, paleta y vacío. La medida entró en vigencia el pasado 1° de enero.

A través de dos resoluciones que también se conocieron hoy, se liberaron totalmente las exportaciones vacunas de las categorías D, E y toros, así como de huesos con carne resultantes del desposte. Además se creó el «Observatorio de la Producción de la Carne Vacuna» y se abrió un registro de exportadores que deberá ser completado en los próximos 60 días.

Se encuentran excluidas de las limitaciones establecidas en el artículo 2° de la presente medida, las exportaciones con destino al Área Aduanera Especial, creada por la Ley N° 19.640 y/o las realizadas desde esa Área Aduanera Especial con destino al Territorio Aduanero General.

«Se ha consensuado con las entidades de productores (y la industria frigorífica), con el objeto de dar previsibilidad y confianza a la ganadería argentina, garantizando la producción, la exportación y el consumo de los argentinos, en base a los análisis técnicos del sector», indicó el Ministerio en un comunicado citado por la Agencia Télam.

Plan ganadero

El Decreto se enmarcar en las medidas que componen el Plan Ganadero Nacional, cuya apuesta es a reducir el precio de la carne en góndola reduciendo las exportaciones. El objetivo del gobierno es generar «un equilibro entre el mercado argentino y la exportación de productos cárnicos».

El plan ganadero incluye además la creación de líneas de créditos para impulsar la producción a tasa subsidiada por $ 100.000 millones, cuyos destinatarios serán los productores de manera directa, con el objetivo de aumentar «el peso de faena y al porcentaje de destete», como así también estimular «la inversión en genética y sanidad animal».

En ese marco, la Secretaría de Comercio Interior que conduce Roberto Feletti será quien deberá operativizar en los próximos días la llegada masiva de esos siete cortes en el mercado interno a precios accesibles.

En las semanas de Navidad y Año Nuevo estuvo vigente el acuerdo de precios alcanzado por la Secretaría en cinco cortes de carne a través de un acuerdo de abastecimiento de 20 mil toneladas que estableció el Ministerio de Agricultura, Pesca y Ganadería de la Nación.

Días atrás, Feletti dijo a Télam que ese programa funcionó «muy bien» y que se trabajará en adelante en «asegurar los siete cortes no exportables que lleguen también masivamente y que puedan estar al acceso de todos».

Resoluciones

A su vez, también se dieron a conocer hoy las resoluciones 301/21 y 302/21. La primera libera en su totalidad las exportaciones vacunas de las categorías D, E y toros, así como de huesos con carne resultantes del desposte. También establece la creación del «Observatorio de la Producción de la Carne Vacuna», que brindará asesoramiento para impulsar la productividad y generar «un buen clima de negocios en la cadena de la carne». La segunda abre el registro de exportadores por espacio de 60 días, para permitir la inscripción de grupos de productores y nuevas plantas.

El paquete de medidas también incluyó otra resolución -de manera conjunta con el Ministerio de Desarrollo Productivo- en la que se determina que las carnes vacunas destinadas al comercio minorista deberán salir de los frigoríficos en unidades de hasta 32 kilógramos, dejando de lado el sistema de media res.

La disposición, según el comunicado emitido por el Ministerio de Agricultura, responde a una solicitud formulada por las entidades gremiales del sector y los frigoríficos cuentan con un plazo de seis meses para implementarlo.

Desde la cartera que conduce Julián Domínguez dijeron a Télam para la elaboración de estas medidas «se trabajó con toda la cadena de la carne y hubo una decena de reuniones con equipos técnicos para coordinar».

Fundamentos

El Decreto 911/21 se fundamenta en el derecho constitucional de los consumidores y usuarios de bienes y servicios a la protección de su salud, seguridad e intereses económicos; a una información adecuada y veraz; a la libertad de elección y a condiciones de trato equitativo y digno; debiendo las autoridades proveer a la protección de esos derechos, a la educación para el consumo, a la defensa de la competencia contra toda forma de distorsión de los mercados y al control de los monopolios naturales y legales, entre otros deberes.

«Es necesario construir una política pública para la cadena de la carne con el objeto de aumentar la producción, la existencia ganadera y el peso promedio de faena, generando previsibilidad al productor, e incrementar asimismo los volúmenes exportables», señala el Decreto 911.

Por otro lado, señala que se fomenta el agregado de valor en la cadena de la carne priorizando el desposte de partes enteras, como medias reses o cuartos enteros, dentro del país para promocionar la producción y el empleo.

Dejar respuesta

Por favor, ¡ingresa tu comentario!
Por favor, ingresa tu nombre aquí