Bajante histórica: la concejala Mudallel mantuvo una reunión con el titular de ASSA

Mudallel aseguró, junto al director de la empresa provincial Hugo Morzán, que los cambios en el sabor del agua responden a la bajante histórica del río Paraná, pero que sigue siendo «perfectamente consumible y potable».

La concejala Jorgelina Mudallel, precandidata a renovar su banca, se reunió con el director de Aguas Santafesinas (ASSA), Hugo Morzán, ante los cambios en el sabor del agua. Según aseguraron, los mismos responden a la bajante histórica del río Paraná pero sigue siendo «perfectamente consumible y potable».

Ante este fenómeno, la concejala participó de una mesa de trabajo con el titular y representantes de ASSA, donde expusieron las obras y acciones que se vienen realizando para sostener la cantidad de agua que se necesita para la población. En este sentido, recorrieron la toma Hernández, donde se está evaluando poner bombas sumergibles, y se confirmó que se sumarán más bombas en el centro del río Santa Fe.

Desde ASSA aseguraron que se están poniendo bombas sumergibles en el río Colastiné para poder sostener la cantidad de metros cúbicos que se extraen. Esta acción viene a revertir la imposibilidad de captar con las bombas que están en el muelle y van a sumarse dos bombas más en la zona.

Al mismo tiempo, Mudallel explicó que tal como informó el titular de las empresa «los laboratorios están trabajando en sostener el esquema de potabilidad» para lo cual se incorporan mayor cantidad de químicos, que buscan satisfacer la mayor cloración y otros factores que hacen que el sabor cambie, en relación a cuando el río presenta alturas normales.

Bombas en el Colastiné

El funcionario también explicó que están poniendo bombas sumergibles en el río Colastiné para poder sostener la cantidad de metros cúbicos que se extraen. «El agua que brinda la empresa provincial a los usuarios es perfectamente consumible y potable, apta para consumo humano. Se puede consumir sin inconvenientes», concluyó.

Por su parte, Jorgelina Mudallel pidió el aporte de la ciudadanía ante la desfavorable variante del río, en cuanto al consumo racional y responsable del agua. Recordó las campañas de concientización que viene realizando desde su banca en el Concejo Municipal frente al momento crítico de la bajante histórica del río Paraná y destacó la importancia de «tomar conciencia, usar de forma solidaria y responsable el agua potable y cuidar nuestro ambiente».

Bajo el lema «Reduzcamos el consumo excesivo del agua, cuidemos el ambiente» se elevaron una serie de recomendaciones:

-No utilizar el agua potable en actividades que pueden postergarse, en particular las que demandan importante cantidad de líquido lavado de autos y veredas, riego de jardines y otros.

-No utilizar mangueras con salida continua de agua, ya que gastan 500 litros por hora.

-Lavar las veredas utilizando baldes o mangueras provistas de sistemas de corte (gatillo o interruptores o pulsadores) para evitar el derroche.

-Desengrasar la vajilla con la bacha llena de agua y recién abrir la canilla para enjuagar.

-Utilizar el lavarropas siempre con carga completa.

-No dejar que el agua corra innecesariamente al lavar los platos, al lavarse los dientes, las manos o al bañarse; una ducha de 10 minutos consume 80 litros de agua.

-Baño de mascotas: utilizar baldes o recipientes para recargar, evitar abrir la canilla continuamente.

-Controlar las pérdidas en canillas, tanques de agua y otras instalaciones, un depósito de inodoro con deficiencias desperdicia cientos de litros por día.

Dejar respuesta

Por favor, ¡ingresa tu comentario!
Por favor, ingresa tu nombre aquí