La Corte Suprema definió que Blaquier irá a jucio por delitos de lesa humanidad

El dueño de Ledesema deberá afrontar los cargos por crímenes cometidos en Jujuy durante la última dictadura cívico militar. La resolución salió con las firmas de Rosatti, Maqueda y Highton. Lorenzetti no votó y Rosenkrantz avaló al presunto cómplice del genocidio.

La Corte Suprema de Justicia de la Nación hizo pública una su decisión de revocar la “falta de mérito” por delitos de lesa humanidad con que la Cámara de Casación había beneficiado a Carlos Blaquier, propietario del ingenio Ledesma y funcionario del gobierno de Cambiemos, y dictaminó que se dicte una nueva sentencia.

Blaquier es acusado de haber sido cómplice de la dictadura para el secuestro y la desaparición de 29 personas entre marzo y julio de 1976, durante la última dictadura cívico-militar. La decisión de la Corte contó con las firmas de tres de sus miembros, la abstención de uno y una disidencia: Horacio Rosatti, Carlos Maqueda y Elena Highton de Nolasco se pronunciaron contra Blaquier, Ricardo Lorenzetti no votó y Carlos Rosenkrantz, presidente del máximo tribunal, defendió la postura del empresario.

La Secretaría de Derechos Humanos había presentado ante la Corte Suprema de la Nación un recurso para solicitar que resuelva «de forma inmediata» la situación procesal de Blaquier, señalando en su momento que éste es acusado junto con Alberto Enrique Lemos, ejecutivo de ese ingenio, se encontraba en el máximo tribunar esperando una definición desde hacía más de seis años.

«Los juicios que comprenden la responsabilidad de civiles, en este caso empresarios del Ingenio Ledesma, representan una de las mayores deudas del proceso de justicia en Argentina a partir de la resistencia del Poder Judicial de avanzar con las imputaciones. El pedido de pronto despacho es el segundo que presenta la Secretaría en un año y se suma a los reclamos que las querellas de familiares y sobrevivientes del terrorismo de Estado en Jujuy han realizado en el mismo sentido», se consignó en el documento de prensa.

Los jueces supremos que firmaron el fallo criticaron a la Sala IV de la Cámara Federal de Casación, que, en marzo de 2015, revocó el procesamiento. Dijeron que no debió haber intervenido y que demoró el proceso indebidamente.

En este sentido, los tres firmantes indicaron que «Las reglas vulneradas en el caso, relacionadas con la habilitación de la competencia de la Cámara Federal de Casación, no consisten en meras sugerencias del legislador, sino en mandatos expresos que no deben ser relativizados ni dejados de lado toda vez que, en definitiva, procuran asegurar principios fundamentales inherentes a la mejor y más correcta administración de justicia».

Blaquier está procesado por 29 casos de delitos de lesa humanidad cometidos en la provincia de Jujuy durante el primer año de la última dictadura. Denuncian que el ingenio Ledesma aportó las listas y la logística para que los secuestros pudieran producirse.

Dejar respuesta

Por favor, ¡ingresa tu comentario!
Por favor, ingresa tu nombre aquí