Higuita x Higui

Ayer, en el Día Internacional contra la Discriminación por Orientación Sexual, Identidad de Género y su expresión, se realizaron en diversas ciudades del país, actos de apoyo y en reclamo por la libertad de Higui, encarcelada por haber matado a uno de los 10 varones que la atacaron sexualmente, el 16 de octubre del año pasado.

Higui se llama en realidad Eva Analía de Jesús, tiene 42 años y le apasiona el fútbol. Su apodo, de hecho, lo tiene en honor a René Higuita, el arquero colombiano, personaje pintoresco conocido por la jugada del «escorpión».

Hasta él llegó el reclamo de los agrupaciones feministas que desde que se conoció el caso hacen campañas, marchas y hasta un picadito frente al Congreso para pedir por su liberación.

Ayer, Higuita posteó en su cuenta de Twitter una foto con el cartel pidiendo por Higui, además de un link con información, dando difusión al caso.

 

La historia de una «violación correctiva»

Higui era constantemente asediada por algunos vecinos de su barrio en Bella Vista, Buenos Aires, que la increpaban tildándola de lesbiana, torta y otros calificativos con los que pretendían agraviarla.

Ese 16 de octubre, una patota de 10 varones la esperó en el pasillo de la casa de una amiga y al grito de «te voy a hacer sentir mujer, forra lesbiana», la golpearon, le rompieron el pantalón y la ropa interior. Como pudo, Higui sacó una navaja que llevaba entre sus tetas y se defendió.

Uno de sus agresores murió en el instante. Higui quedó inconciente en el piso. Los demás varones huyeron y uno de ellos realizó una denuncia.

Higui despertó con las luces de las linternas de la policía alumbrándole la cara, deformada por los golpes. Está imputada por homicidio simple y con prisión preventiva, nunca se tuvo en cuenta la defensa propia, no se menciona el abuso, no se mencionan los golpes lesbofóbicos ni los insultos que recibía diariamente por su orientación sexual.

 

Dejar respuesta

Por favor, ¡ingresa tu comentario!
Por favor, ingresa tu nombre aquí