En Colombia «se están cometiendo delitos de lesa humanidad»

Protestas en Colombia, fines de mayo. Foto Andres Gil Lezcano.

La misión de observadores de Derechos Humanos de la Argentina denunció «terrorismo de Estado» contra las protestas y el paro nacional. Hay denuncias de desapariciones, torturas, vejaciones, daños oculares, abusos sexuales y más.

La Misión Internacional de Solidaridad y Observación de Derechos Humanos que viajó a Colombia para relevar la situación en las protestas denunció que lo que está aconteciendo «es una masacre y el ejercicio del terrorismo de Estado sobre la población», según reportó Marianela Navarro, del Frente de Organizaciones en Lucha (FOL) y parte de la delegación que viajó a Colombia el 25 de mayo, en un audio enviado a la prensa. Colombia ya lleva más de un mes de paro nacional en rechazo a una reforma fiscal, luego retirada, propuesta por el gobierno de Iván Duque, cuya respuesta a las protestas fue la militarización.

Al momento, los organismos de Derechos Humanos de Colombia ya llevan registrados 59 asesinatos durante las protestas causados por las fuerzas de seguridad, que también hirieron 866 civiles, de los cuales 50 sufrieron lesiones oculares, un método que regionalmente fue estrenado por los Pacos en Chile. Además, se detuvo de manera arbitraria a al menos 2152 personas y se cometió violencia de género contra 87 personas.

«Acá la situación es absolutamente crítica, se han viralizado videos donde se muestra la actuación de las fuerzas policiales en conjunto con civiles», informó Navarro, desde Cali, la ciudad más afectada por la violencia. «Esto es una tragedia y consideramos que se están cometiendo delitos de lesa humanidad», sentenció y pidió dar visibilidad internacional a lo que está sucediendo en Colombia.

En las últimas 24 horas «se reportaron entre ocho y 10 jóvenes asesinados por la ESMAD», el cuerpo policial antidisturbios; «ya son más de 40 los asesinados» en la capital del Valle de Cauca. Según denunció, además de la «represión de la fuerza pública», se suma «la actuación del sector paramilitar» de civiles que ayer dispararon en Cali y fueron filmados por grabaciones caseras.

«Hay muchísimas denuncias de desapariciones, torturas, vejaciones, daños oculares, abusos sexuales a mujeres en situaciones de detención, falsos positivos, montajes judiciales», explicó en diálogo con Télam y destacó que el Estado está dando «un tratamiento militar a reclamos sociales, económicos y políticos».

Dejar respuesta

Por favor, ¡ingresa tu comentario!
Por favor, ingresa tu nombre aquí