El gobierno de Sri Lanka proveerá de toallas menstruales a niñas en edad escolar

En un país donde las mujeres todavía recurren a los trapos como toallas higiénicas, el gobierno de Sri Lanka anunció que proporcionará productos gratuitos a unas 800.000 alumnas de las zonas rurales más pobres.

Para muchas niñas y adolescentes pobres en Sri Lanka -y en todo el mundo- los días en que menstrúan se convierten en días de vergüenza, de encierro, de perdida de la escolaridad. El 60% de los maestros de escuela de ese país piensan que la sangre de la menstruación es impura.

Para muchas comunidades, la menstruación sigue siendo un tabú. Más de la mitad de las adolescentes de Sri Lanka que respondieron a un estudio de Unicef ​​en 2015, no querían o no se les permitía ir a la escuela durante sus períodos, mientras que el 37% pierde uno o dos días escolares cada mes.

Las toallas sanitarias o higiénicas, por lo general importadas, están sujetas a gran cantidad de impuestos y durante mucho tiempo los grupos de mujeres han tratado de detener eso haciendo campañas para que se clasifiquen como artículos esenciales. Si bien hay aproximadamente 4,2 millones de mujeres y niñas en edad de menstruar en el país, solo el 30% tiene acceso a tampones o toallitas.

Ahora el gobierno de Sri Lanka anunció que proporcionará toallas sanitarias gratuitas de fabricación local a unas 800.000 niñas en edad escolar. El proyecto dará prioridad a lss niñas de las zonas rurales más pobres y también pretende construir baños en 2.500 escuelas. Se espera que la iniciativa transforme el aprendizaje de las niñas y conduzca a terminar con el tabú que genera el tema, así como la educación sexual y la salud de las mujeres en general.

«No puedo creer que una película sobre la menstruación ganó un Oscar»

«Es un gran paso, dependiendo de cómo lo implementemos», dice Nayanathara Jayathilaka, una trabajadora social estudiantil de Galkiriyagama, una aldea a 100 millas de la capital, Colombo. «Recientemente hablé con 10 niñas del pueblo. Cinco de ellos nunca han usado toallas sanitarias. Usan paños viejos».

Muchas familias tienen que compartir baños sin las instalaciones adecuadas y muchas mujeres deben reutilizar paños o trapos. Las malas prácticas de higiene menstrual pueden provocar problemas de salud, incluido el cáncer de cuello uterino, que es el segundo cáncer más común entre las mujeres de Sri Lanka.

«La menstruación es una función biológica normal. Ya no debería ser un tema tabú. Debemos darnos cuenta de que el acceso a estos productos es una necesidad básica y no un lujo», señaló Tarangee Mutucumarana, de la Iniciativa Arka, un proyecto de salud.

La Iniciativa Arka ya ha comenzado un programa que podría ser un modelo para que el gobierno aborde el tema, visitando comunidades y realizando sesiones de debate para que las mujeres discutan la menstruación y la salud sexual. “Sí, la mayoría de las mujeres dudan al principio, pero cuando empiezas a hablar con ellas, se abren. Nos cuentan sus problemas. Están listos para escuchar y aprender por qué es importante la higiene de la menstruación ”, dice Mutucumarana. El grupo está a punto de instalar la primera máquina para fabricar almohadillas de algodón en una aldea de Mathugama, creando puestos de trabajo para las mujeres rurales.

Mutucumarana quiere que el plan del gobierno anime a las personas a optar por opciones reutilizables ecológicas, como copas de menstruales y toallas de algodón. “Como país, la distribución de toallas sanitarias gratuitas a los escolares debería haberse implementado antes. Llegamos tarde, pero más vale tarde que nunca ”, concluye Mutucumarana.

Proponen la provisión gratuita de productos menstruales en todo el país

Dejar respuesta

Por favor, ¡ingresa tu comentario!
Por favor, ingresa tu nombre aquí